Derechos humanos en Venezuela: Mi comentario sobre el informe de la comisión de la ONU